domingo, 17 de enero de 2010

Título IV

IV. ACTIVIDADES DE LA HERMANDAD
Artículo 25º.- Sábado de Pasión

En la víspera del Domingo de Ramos, el Sábado de Pasión, conocido popularmente como de Dolores, la Hermandad organizará una procesión penitencial cuyo Acto central será la Oración-ofrenda que tendrá lugar ante el Crucero del Cementerio de San Atilano. Con este Acto, cumple con su fin fundacional, orando por los difuntos y rindiéndoles un digno homenaje a todos aquellos que hicieron posible la Semana Santa de Zamora. Durante el transcurso del desfile, los hermanos de paso portarán la imagen titular, Ntro. Señor Jesús Luz y Vida, y, en unas andas, la corona floral. El resto de los detalles que conforman esta procesión se especificarán en el Reglamento Interno.

Artículo 26º.- Sábado Santo

En la noche del Sábado Santo, los hermanos se incorporarán a la celebración de la Vigilia Pascual en la S.I. Catedral, cumpliendo así con el fin específico de esta Hermandad: celebrar la Pascua como culminación de la Semana Santa. A su término, se organizará una procesión por las cercanías de la S.I. Catedral como manifestación de la alegría pascual y el cumplimiento de las promesas realizadas por Ntro. Señor Jesucristo. El resto de detalles que se establezcan para esta celebración, se especificarán en el Reglamento Interno.

Artículo 27º.- Cultos cuaresmales

Durante el período de la Cuaresma, se celebrará en la S.I. Catedral cultos en honor al titular de la Hermandad, Ntro. Señor Jesús Luz y Vida, los cuales servirán a los hermanos para vivir el tiempo de la Cuaresma, así como de preparación para los Misterios que se celebrarán durante la Semana Santa. En el Reglamento Interno se señalará la forma y el tiempo en el cual se celebrarán estos cultos, así como todos los detalles necesarios para su realización.

Artículo 28º.- Celebración de los Fieles Difuntos

A tenor de su fin fundacional, que promueve la oración por los difuntos, así como su memoria y el digno recuerdo de todos aquellos que nos precedieron, la Hermandad traslada, en los días cercanos a la festividad de los Fieles Difuntos, la imagen de Ntro. Señor Jesús Luz y Vida a la Capilla del Camposanto de Zamora. Además, es necesario remarcar el estrecho lazo que une a esta Hermandad con la Cofradía de las Benditas Ánimas de San Atilano, por el que se establece plena colaboración en todo aquello que esta Hermandad pueda aportar a la ya mencionada Cofradía durante la celebración de los Fieles Difuntos. Así, también la Hermandad podrá celebrar esta conmemoración con aquellas actividades que considere conveniente. En el Reglamento Interno se desarrollará este artículo.

Las actividades extraordinarias que se programen, deberán contar con la preceptiva autorización eclesiástica y/o civil que necesiten.